domingo, 5 de octubre de 2008

Domigo (de resaca de las gordas gordas)

Ayer fuí al H&M de Gran Vía como muchos sábados a ver si había algo rescatable. ¡AGUA! Ahora parece que se ha puesto de moda hacer competición entre los aficionados de H&M y American Appareal. Yo lo tengo claro, prefiero pagar un poco más, pero no ir como el 80% de los gayers de Madrid que se lo pasan bomba en el Elástico. Si, el Elastico, esa disco donde los gayers dependientes del H&M hacen migas entre ellos.


La única tienda American Appareal de este país está en Barceloa. Se rumorea que la van a cerrar. Como ya pasó en su día con Often o con la tienda de Top Man en el Xanadú. La elegancia en este país está en peligro, parece que quien quiera vestir tendrá el mismo destino que Homeboy en el Summercase, lanzamiento de piedras.

2 comentarios:

Maria dijo...

Es que la tienda es una mierda!

Onanista Sánchez dijo...

Mientes como Satanás!!!!! Yo me he comprado una rebeca por Internet la mar de chula.